2656.-MARTES V DE PASCUA.-Ciclo B.-Alaben a nuestro Dios todos cuantos lo temen, pequeños y grandes, porque ha llegado ya la Salvaciòn, el Poder y el Reinado de su Cristo. Aleluya…(Apoc 19, 5; 12, 10)…Cristo tenìa que morir y resucitar de entre lo muertos, para entrar asì en su Gloria…(Lc 24. 46. 26)…Mayo 5 2015…


Del Libro de los Hechos de los Apòstoles: 14, 19-28

En aquellos dìas, llegaron a Listra, procedentes de Antioquìa y de Iconio, unos judìos, que se ganaron a la multitud y apedrearon a Pablo;  lo dieron por muerto y lo arrastraron fuera de la ciudad. Cuando lo rodearon los Discìpulos, Pablo se levantò y regresò a la ciudad. Pero al dìa siguiente, saliò con Bernabè hacia Derbe.

  Despuès de predicar el Evangelio y de hacer muchos discìpulos en aquella ciudad, volvieron a Listra, Iconio y Antioquìa, y ahì animaban a los discìpulos y los exhortaban a perseverar en la fe, dicièndoles que hay que pasar  por muchas tribulaciones para entrar en el Reino de Dios. En cada comunidad designaban presbìteros, y con oraciones y ayunos los encomendaban al Señor, en quien habìan creìdo.

    Atravesaron luego Pisidia y llegaron a Panfilia; predicaron en Perge y llegaron a Atalìa. De ahì se embarcaron para Antioquìa, de donde habìan salido, con la gracia de Dios, para la misiòn que acababan de cumplir.

     Al llegar, reunieron a la comunidad y les contaron lo quer habìa hecho Dios por medio de ellos y còmo les habìa abierto  a los paganos la puertas de la fe. Ahì se quedaron bastante tiempo con los discìpulos.

 

 

 

 

   DEL SALMO. 144

  Bendigamos al Señor eternamente. Aleluya.   

Que te alaben, Señor, todas tus Obras

y que todos tus fieles te bendigan.

Que proclamen la gloria de tu Reino

y den a conocer tus Maravillas.

Que muestren a los hombres tus Proezas,

el Esplendor y la Gloria de tu Reino.

Tu Reino, Señor, es para siempre

y tu Imperio, para todas las generaciones.

Que mis labios alaben al Señor,

que todos los seres lo bendigan

ahora y para siempre.

Del Santo Evangelio segùn San Juan: 14, 27-31

     En aquel tiempo, Jesùs dijo a sus Discìpulos:

        La paz les dejo, mi paz les doy.

     No se la doy como la da el Mundo.

     No pierdan la paz ni se acobarden.

     Me han oìdo decir: `Me voy, pero volverè a su lado`

    Si me amaran, se alegrarìan de que me vaya al Padre, porque el Padre es màs que Yo.

    Se lo he dicho ahora, antes de que suceda, para que cuando suceda, crean.

     Ya no hablarè muchas cosas con ustedes, porque se acerca el prìncipe de este Mundo; no es que èl tenga poder sobre Mì, pero es necesario que el Mundo sepa que amo al Padre y que cumplo exactamente lo que el Padre me ha mandado”.  

Esta entrada fue publicada en JESUCRISTO, EL GRAN DESCONOCIDO. JESUS Y CRISTO , EL MESIAS... y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s